Ingredientes:
  • Pan
  • Queso cheddar
  • Solomillo
  • Gambas
  • Patatas
  • Cebolla
  • Ajo
  • Azúcar
  • Sal
  • Aceite
  • Especias (pimienta, perejil y pimentón).
  • Vino blanco
Preparación:

Gambas: corta el ajo y sofríelo a fuego lento con aceite abundante, en el momento en el que esté cogiendo color dorado echas las gambas acompañadas de un chorro de vino blanco; para cocinar os vale uno de bajo precio, el bueno lo dejamos para después ;).

En cuanto veas que las gambas están hechas, te aconsejamos que las pongas en un cacharro de barro y las introduzcas en el horno previamente calentado para mantenerlas en su punto.

Patatas al horno: corta las patatas en rodajas y colócalas en una bandeja para el horno humedecida con aceite, de esta forma no se te pegarán, una vez colocadas espolvorea por encima sal, las especias y aceite. Introdúcelas en el horno, déjalas hasta que tengan un color dorado.

Tostas de solomillo con queso y cebolla caramelizada: corta el pan en rebanadas, y pon una loncha de queso por encima, mientras haz el solomillo con una gota de aceite (aunque recomendamos que esté al punto ya que será más jugoso, esto es al gusto de cada uno). Una vez este el solomillo lo sitúas encima del queso en cada tosta.

Para hacer la cebolla utiliza la misma sartén que la carne; con un poco de aceite sofríela, en el momento en que empieza a estar blanda y cogiendo color dorado echas dos cucharadas grandes de azúcar (esto depende de la cantidad de cebolla), remueve bien hasta que la cebolla quede caramelizada y échala por encima del solomillo de cada rebanada de pan.
img_8369

¡Listo para disfrutar!